Sánchez- Vizcaíno destacó la importancia de reforzar las medidas de Bioseguridad en granjas con el objetivo de evitar la entrada de la Peste Porcina Africana

4 de diciembre, 2020

En webinar organizado por la marca sectorial ChilePork, el investigador abordó diferentes temáticas relacionadas con la Peste Porcina Africana, nuevas perspectivas y proyecciones para América y los demás continentes. Hoy se dio inicio al ciclo de webinars -traducidos simultáneamente al japonés, coreano, y español- organizado por la marca sectorial ChilePork cuyo objetivo es el de […]

En webinar organizado por la marca sectorial ChilePork, el investigador abordó diferentes temáticas relacionadas con la Peste Porcina Africana, nuevas perspectivas y proyecciones para América y los demás continentes.

Hoy se dio inicio al ciclo de webinars -traducidos simultáneamente al japonés, coreano, y español- organizado por la marca sectorial ChilePork cuyo objetivo es el de mantener contacto con los socios comerciales de Japón y Corea del Sur y entregar herramientas que faciliten la comercialización y promoción de la carne de cerdo chilena en los mercados de Asia. El evento comenzó con una presentación de Juan Carlos Domínguez, Presidente de la Asociación de Exportadores de Carnes, ChileCarne, quién recalcó que la industria porcina chilena desde sus inicios, puso su foco en exportar a los mercados más exigentes del mundo, por lo que es una industria que nació para exportar “Born To Export”, y por tanto cuenta  con  altos estándares de sanidad, inocuidad y bioseguridad.

“Podemos asegurar que gracias a nuestro modelo de producción único en el mundo, donde cada empresa ChilePork tiene el control sobre toda su cadena productiva, desde la genética, las plantas de alimentos, las áreas de producción animal, la faena y todos sus procesos involucrados, la logística y la comercialización de cada uno de los productos. En resumen, nuestra industria cuenta con un sistema de trazabilidad total garantizado. Creemos que tener el foco en las exportaciones, la trazabilidad total y nuestros programas sanitarios en conjunto con el SAG, nos han permitido estar muy bien preparados para enfrentar la irrupción del COVID 19”, señaló Juan Carlos Domínguez.

Previo al comienzo de la exposición del profesor Sánchez-Vizcaíno, Domínguez dio la palabra a cuatro representantes de las empresas asociadas; Alejandro Muñoz, Gerente Comercial de AASA, Andrés Arancibia, Gerente de Exportaciones de Agrosuper, Guillermo García, Gerente General de Coexca y  Jorge Rozas, Gerente Comercial de Maxagro. Todos, en un tono cercano saludaron a los importadores que se encontraban al otro lado del mundo, aludiendo a que en esta oportunidad se tratará de un encuentro distinto pero “ya estaremos juntos nuevamente”.

Luego fue el turno de la exposición de José Manuel Sánchez-Vizcaíno, veterinario, Catedrático de la Universidad Complutense de Madrid (UCM), investigador y quien dirige el grupo científico SUAT-VISAVET laboratorio de Vigilancia Sanitaria Veterinaria (Visavet) y de la OIE y un proyecto financiado por la Unión Europea de 10.000.000 Euros para el desarrollo de una vacuna para el control de la Peste Porcina Africana (PPA).

Su presentación se dividió en las siguientes temáticas: “2020, el año de las pandemias”, “Situación global de la Peste Porcina Africana y su impacto sanitario y económico”, “El futuro de la PPA”, “El impacto del COVID-19”, “La importancia de la Bioseguridad” y “Chile, un país bien preparado para el futuro”.

Como lo caracteriza, en un tono cercano y didáctico, el experto internacional dio inicio a su Conferencia realizando un recorrido en cuanto al escenario de la PPA en el mundo. Informó que actualmente hay más de 8 millones de cerdos muertos en el mundo y un 82% del total en Asia, esto en parte debido a los altos factores de riesgo que existen en países de ese continente, tales como el contagio a través de la sangre y el alimento, el traslado de animales portadores a la faena, el uso de vehículos infectados y en líneas generales, una bioseguridad limitada con compensación económica baja o nula. En este sentido, hizo un llamado directo a evitar la entrada de cerdos infectados en la faena.

Asimismo, evidenció cuáles son los países en los que esta enfermedad ha afectado mayormente y cuáles se encuentran libres de la PPA. A octubre de 2020, hay cuatro continentes afectados y más de cincuenta países con siete diferentes escenarios epidemiológicos. “Más del 78% de la población mundial porcina está en riesgo”, sentenció.

En ese sentido, explicó que se trata de un virus muy resistente, de gran complejidad molecular, movilidad y variabilidad genética. “Así, los animales, tanto silvestres como domesticados, de cada lugar del mundo, pueden estar más protegidos de algunas cepas pero de otras no. Por eso se trata de un virus complejo e inmunológicamente muy agresivo”, recalcó.

 Chile, país con bioseguridad de vanguardia y que ocupa el 6to lugar  en las exportaciones de carne de cerdo en el mundo (Ranking USDA)

El catedrático enfatizó en la importancia de la bioseguridad como la mejor herramienta de la industria porcina mundial para hacer frente a esta enfermedad, y destacó que ésta, en la industria porcina chilena, es de muy alto nivel, lo que significa una fortaleza en la prevención del ingreso de enfermedades y en la seguridad alimentaria y, por ende, una posición competitiva de un mercado que ofrece productos de calidad con los más altos estándares de sanidad e inocuidad.

Además, hizo una clara distinción entre la baja y la alta bioseguridad que existen en diferentes granjas porcinas alrededor del mundo. Fue enfático en cuanto a la necesidad continuar trabajando en la supervisión de los programas de prevención. Al respecto recalcó: “He visitado muchos lugares del mundo, granjas y planteles, y puedo decir que países como Chile tienen implementadas fantásticas medidas de control, en las granjas y en la industria en general. Mis felicitaciones a las empresas chilenas y los llamo a que sigan así”.

Mencionó que desde 2016 a la fecha se constata un evidente incremento en la producción de carne de cerdo a nivel mundial. Las importaciones de esta también han aumentado, siendo China el país con la tasa más alta de importaciones y el principal destino de las exportaciones mundiales de carne de cerdo. En cuanto a este punto, señaló que: “Los objetivos de China estimo que son seguir basando su abastecimiento a través de las importaciones. No quieren tener más riesgo del que ya tienen . Seguirán en la línea de comprar a países libres de PPA”. La Unión Europea, Estados Unidos, Canadá, Brasil y Chile son, en orden consecutivo, los países líderes en los envíos de esta proteína a nivel global, por eso la importancia de mantener todos esos países libres de PPA.  Sánchez- Vizcaíno planteó la interrogante sobre cuánto tiempo esta enfermedad va a persistir considerando diferentes escenarios. Hizo un diagnóstico y una proyección, donde aseguró que la PPA iba a continuar expandiéndose en Europa y Asia y que eventualmente podría generarse un salto al continente americano. Con respecto a la vacuna, hizo una comparación entre una no efectiva y una de calidad, apuntando que actualmente hay tres alternativas de vacunas desarrollándose. Otro punto interesante que planteó en su presentación y que calificó como la piedra de tope es la incapacidad de los países e industrias de “cambiar las tradiciones culturales, ese es el mayor desafío”, afirmó.

A fines de 2019, la Unión Europea aprobó un proyecto que se llama VACDIVA (Vacuna que diferencia a animales infectados de animales vacunados), que lidera Sánchez- Vizcaíno y su desarrollo contempló una inversión de 10 millones de euros. El proyecto está formado por un consorcio de 20 países y su fin es crear una vacuna totalmente segura, DIVA (que se diferencie de los animales infectados de los vacunados) y además, que genere un programa de vacunación para los diferentes escenarios epidemiológicos. Se estipularon cuatro años para desarrollarla y ya se cuenta con tres prototipos vacunales muy prometedores.

Al respecto, planteó y explicó con claridad los objetivos de VACDIVIA. “Hoy a nivel mundial sabemos mucho más, porque removemos los genes del virus y a partir de ahí se crea la vacuna. Calculo optimistamente que en unos dos a tres años más tendremos una vacuna”, dijo. Durante el espacio de preguntas del público al finalizar su exposición, explicó que VACDIVA genera inmunidad 10 a 15 días post vacunación y que actualmente están experimentando para extender el tiempo de inmunidad.

En cuanto a la efectividad de las vacunas que se están desarrollando en el mundo, dijo que como la PPA presenta una amplia variabilidad genética, cambia mucho su ADN. “No sé si seremos capaces a corto o mediano plazo de tener una vacuna mundial que los proteja a todos. Es difícil que sea universal, sí puede ser local (africana, americana, etc.). Lo positivo de esto es que, con la movilidad que existe hoy en el mundo, podrá atacar virus que circulen por varias áreas. Pero vacunas totales, no”, sentenció.

Con respecto al COVID-19, hizo un llamado a seguir previniendo la infección de los trabajadores y a reforzar la bioseguridad en granjas y en la industria en general. “Hay una buena oportunidad en países sudamericanos como Chile, que han mantenido los controles y las barreras. Los llamo a seguir así, a continuar doblegando los esfuerzos por implementar las medidas necesarias”, señaló.

Luego de la ronda de preguntas del público, el evento concluyó con una invitación de Brett Stuart, co-fundador de Global AgriTrends, y destacado analista internacional del mercado de la carne, a conectar el próximo 22 de octubre en el segundo Webinar del ciclo: “El futuro de las proteínas en el mundo”, que se enfocará en la situación actual de la carne de cerdo en Chile y cómo se proyecta el futuro para la comercialización de carnes en el mundo frente a la PPA y post COVID.

Para ver el video completo del seminario, ingresa al siguiente link: https://attendee.gotowebinar.com/recording/2750473827155698694

Compartir